Regeneración N° 16, 30 noviembre 1900

POCA POLÍTICA Y MUCHA ADMINISTRACIÓN

La frase del Gral. Díaz recogida con fruición y con aplauso por la prensa asalariada, no es exacta. El Gobierno del Gral. Díaz se ha distinguido por su mucha política y poca administración. Él mismo confesó que había recogido los elementos disidentes y los había sentado en el poder. Primer acto de política, que esta traía consigo un cortejo de contemplaciones, políticas también. Habrá poca política y mucha administración, cuando esos elementos disidentes vayan desapareciendo del escenario de la vida, segregados por la gente seleccionadora. Mientras esto no acontezca, la vitalidad de estos elementos tendrá que sofocarse con pródigas concesiones, que serán otras tantas manifestaciones de política.

La mucha política y poca administración actuales, son el secreto de nuestra existencia pacífica. La poca política y mucha administración en lo futuro, serán el secreto de un progreso que no puede confundirse con el ficticio y vacilante actual.