Regeneración N° 24, 31 enero 1901

CRISIS ALARMANTE EN CHIHUAHUA

Sabemos que el Gobierno del Estado de Chihuahua, se encuentra en situación dificilísima a causa de que las entradas a la caja del Tesoro del Estado han mermado notablemente.

Esto se atribuye a la escasez de numerario que se ha dejado sentir.

Los hombres de negocios en nada quieren emprender, falta trabajo y la gente sale de la capital como de un país apestado.

El Gobierno, por su parte, está agravando la situación. Como no tiene dinero para malgastarlo en obras antiestéticas como la del teatro con que se afeó la plaza Hidalgo, procura aumentar la cuota de los impuestos, con escándalo de los comerciantes y propietarios del Estado.

Hay tendajos a los que se les quiere gravar con la cuota correspondiente a los grandes almacenes. Las casas que el año pasado fueron valorizadas, para el pago de impuestos, en $2.000, este año se les ha valorado en 8 o 10.000.

Tan anómala situación, ha producido el descontento entre el elemento productor, que ve el fruto de su trabajo correr hacia los arcones del Tesoro del Estado.

No obstante todo esto, no faltará quien proclame, hasta romperse la laringe, lo bonancible de nuestra situación, nuestro progreso y el bienestar, que se dice, experimentan los habitantes.