Regeneración 33. 7 abril 1901

VENGANZAS INNOBLES

No pudiendo la administración curielista, ahogar las protestas de la prensa independiente, a recurrido a medios malsanos que descubren su impotencia a las abrumadoras y compactas argumentaciones de los periodistas honrados. Agotó esta administración las persecuciones por supuestos delitos de imprenta y se ha arrojado en brazos de los polizontes vengadores.

Se persigue al Sr. Notario Francisco L. Navarro1, Director del sesudo colega La Libertad, por supuestas injurias a un gendarme. Al joven Juan B. Villaseñor se le castiga por una falta semejante. Igual castigo sufre D. Cleofas Rodríguez, y con igual pretexto se arresta a D. Ramón Agredano.

Acaba de ser encarcelado D. Atilano Zavala, Director de La Linterna de Diógenes, y sentenciando a 30 días sin el beneficio de condonación de pena, por riña y escándalo en la vía pública, y el Sr. Zavala, como las otras personas mencionadas anteriormente, observan siempre una irreprochable conducta social, lo que es público y notorio en Guadalajara. Sobre la aprehensión del Sr. Zavala, tenemos preciosos detalles que hacen burdo y más innoble el procedimiento de los polizontes jaliscienses. El Sr. Zavala, reconvenía mesuradamente a un individuo por su torpeza al caminar, pues le había dado un fuerte empellón. Retirábase ya el Sr. Zavala cuando ese individuo le dio un golpe en la espalda. El Sr. Zavala llamó a un gendarme e hizo conducir al hombre que se fingía ebrio, a la Comisaría 3ª, retirándose a su casa. A poco rato el Sr. Zavala fue aprehendido, acusado de haber atropellado y golpeado a un individuo, contra lo que protestó; pero a pesar de sus protestas y de la declaración de una persona que había presenciado el caso, el Sr. Zavala  fue encerrado en un calabozo sentenciado y al día siguiente.

Este procedimiento contra los periodistas independientes, no puede ser ni más bochornoso, ni más innoble. A falta de argumento, se emplea el procedimiento soez y vulgar. Este es un borrón más en las páginas ya bien borroneadas de la historia de la administración curielista.

1 Francisco L. Navarro. Periodista jaliciense, en su bisemanario La Libertad, mantuvo posturas inicialmente liberales y anticlericales, luego reyistas y maderistas. Regresó a sus posturas iniciales.