Regeneración, N° 40. 31 mayo 1901

JEFE INEPTO Y DIRECTOR CLERICAL

Los Jefes Políticos de la República, si no todos, sí la mayor parte están acostumbrados a ser déspotas, arbitrarios y crueles.

El de San Luis Potosí, para no desmentir tan odiosa fama, tuvo presa cinco días a Alejandra Pardo. Esta mujer fue aprehendida el día 6 del corriente por los agentes de la Jefatura, que hacen las veces de esbirros, y sólo después de tan incomprensible y extraña dilación fue consignada al Juez competente que lo es el 1º de lo criminal.

Este funcionario, hastiado de ver que en San Luis Potosí no hay justicia, quiso dar muestras de justificación, que en verdad lo honra y lo distingue de sus ineptos colegas y a interpelado seria y formalmente al Jefe Político, acerca del motivo de esa detención prolongada contra derecho, pues según la Legislación vigente en el Estado, el jefe Político debió haber hecho la consignación a la mayor brevedad.

La  autoridad política, viéndose acorralada por la justísima exigencia del Sr. juez 1º de lo Criminal y comprendiendo la enormidad de su falta, ha salido en tontas evasivas, y como argumento de defensa, dice que no hizo a tiempo la consignación, porque se estuvo esperando al Comandante para que “ampliase los datos.”

Ese Jefe Político que gusta de burlar la ley, debe ser destituido inmediatamente, y creemos que así se hará. El ultramontano Gobernador Escontría debe ser severo para con esa autoridad. Es necesario que deje a un lado al Obispo Montes de Oca dedicado a la vandálica explotación de los necios, y que se preocupe más por el bien del pueblo.

También debe destituir Escontría, al Director de la Escuela Industrial militar, D. Manuel Palacios, pues que este empleado es un recalcitrante clerical que con sus inmorales prácticas corrompe a la niñez. Personalmente condujo a diez o quince alumnos de su establecimiento, debidamente uniformados a una de las peregrinaciones que en honor del año santo y para ganar el santo jubileo se han estado organizando en San Luis Potosí, como un sistema cómodo de rapiña eclesiástica.

Desearíamos conocer la opinión de Spíndola1 y Montes de Oca2 y Dufóo3.

1Rafael Reyes Spíndola. (1860-1922). Abogado y empresario oaxaqueño. Fue secretario de gobierno en Michoacán (1885). Dueño de los periódicos Don Manuel, El Universal (1888), El Mundo Ilustrado y El Imparcial (1896-1914).

2  Francisco Montes de Oca. Periodista capitalino. Director de Gil Blas. ‘Periódico jocoserio ilustrado’ (1892-1896) y Gil Blas Cómico (1896-19??).

3 Carlos Díaz Dufóo. (1861-1941). Periodista y literato veracruzano. Dirigió El Ferrocarril de Veracruz y La Bandera Veracruzana. Fundador de El Imparcial junto Reyes Spíndola (1896) y  de la Revista Azul (1894) con Manuel Gutiérrez Nájera. Publicó: "La evolución industrial de México", en México y su evolución social; Robinson mexicano, México y los capitales extranjeros, La cuestión del petróleo, Limantour y México, 1876-1892.